¿Crees que una decisión cambiaría tu vida?


Parece que es el momento...

Parece que por fin ha llegado...

Parece que debo responder...

¿Me agarro a la cuerda y tiro sin pensar en lo que viene encima y me arriesgo o espero...? ¿Espero...? ¿Espero...? ¿Espero a que las cosas se aclaren...? ¿Espero que lo difuso se vuelva claro?

¿Es más fácil taparse los ojos y tirarse a la piscina, no pensar, no preocuparse, ir hacia delante sin mirar...?

La vida está hecha de decisiones, continuas opciones a elegir, que van creando nuestra sustancia, van haciéndonos a uno mismo, marcando los pasos que hacen que cada uno de nosotros sea uno, si uno, el UNO, UNO MISMO.

A lo largo de nuestro recorrido nos enfrentamos a diferentes situaciones, nuevas circunstancias, encontramos personas, personas a las que podías no haber conocido nunca si no hubieras tomado "ese camino", "esa decisión"... Personas, lugares, costumbres, personalidades... todo aquello que nos hace, nos crea a cada uno, a cada cual tal y como es.
Todo lo que interviene en nuestra vida hace que sea nuestra propia vida.

¿Y nunca te has preguntado que te lleva a realizar tus propias decisiones?
Un si o un no, un blanco o un negro, un uno o un diez...
Una opción nos abre un camino, un camino nos lleva a otro camino, y ese camino nos termina llevando a otro camino... como una especie de ruta que nosotros mismos nos improvisamos a lo largo de una larga carretera que no parece tener fin.

Las decisiones... se nos plantan en nuestras narices y encima nos exigen una elección... Pero ¿si no decidimos? Si no decidimos no somos nadie, no somos nada, el recorrido se frena, estamos vacíos...
Viéndolo de este modo, ¿crees que el destino está escrito o lo escribimos nosotros mismos?



Ha llegado el momento en el que yo debo decidir. Estoy confuso, todo esta borroso y tengo miedo, miedo a lo desconocido... pero TENGO QUE DECIDIR... o me agarro o nunca lo haré...

Aferrarme a una mano difusa que no se si tirará de mi...

4 comentarios:

Raki dijo...

¡Aaaay pequeño!!

Es todo mucho más sencillo...
No soy nadie para darte consejos, pero...
Mi corta experiencia me dice que dejes las cosas fluir, (aunque a veces la presión aprieta...y lo sabes bien) y vayas dando pequeños tironcitos a esa mano...

Irás descubriendo si merece la pena dar un tirón final (:

Muaka!!

Sonia dijo...

eii! me sorprendió ver tu cara en el apartado "seguidores".a ver...(tomar decisiones no es lo mio, creo que me llevo la palma en ser indecisa)pero yo arriesgaría, aunque con cautela..
si la oportunidad merece la pena, ESPERARÁ (por mucha presión que haya)
--si no hubiera arriesgado, ireland 2006 no existiría para mí ( no es comparable pero bueno, ahí queda)--
no puedo aconsejar nada, no se me da bien,asi que espero que lo que decidas sea lo correcto..jaj
xau! bikosss!!

Anónimo dijo...

Curiosa reflexión.

No tengas miedo, elige el camino que te conduzca a tus sueños. Descubrir lo desconocido es una de las mejores cosas de la vida. Tu actitud frente a ese camino es lo que determina como vas a caminarlo.


Te habla una fiel seguidora de tus vídeos, admiradora de tu voz practicamente desde que empezaste a colgar canciones y ahora también, lectora de este blog. Un beso enorme. Solo espero verte alguna vez subido a un escenario porque tú vales.

Manuel dijo...

Nosotros no hacemos lo que decidimos, las decisiones nos hacen a nosotros.

A veces yo podría arrepentirme de ciertas cosas que he hecho, pero si lo pienso bien me doy cuenta que no cambiaría nada de mi pasado, porque es el que me ha hecho ser como soy. Nunca te arrepientas de lo que hagas, pero tampoco de lo que has dejado de hacer. Tomaste una decisión que influyo en tu carácter y te hizo ser más tú.

No tengas miedo, todo fluye.

Publicar un comentario

Contador Visitas